Dom

Lun

Mar

Mié

Jue

Vie

Sáb

1

2

3

1

2

3

4

5

6

7

8

9

10

11

12

13

14

15

16

17

18

19

20

21

22

23

24

25

26

27
28

29

30
31

MIÉRCOLES 1

SANTA MARÍA MADRE DE DIOS

Santos: Odón de Cluny, abad; José María Tomassi, cardenal. Solemnidad (Blanco)

SANTA MARÍA MADRE DE DIOS, del arameo, "Señora". Con esta solemnidad, la Iglesia da inicio al año, a fin de solicitar la intercesión de la Santísima Virgen María. Cabe señalar que es la celebración mariana más antigua que se conoce en Occidente. En el Concilio de Éfeso (431) se le otorga el título de Theotókos, palabra griega que significa Madre de Dios, de forma más literal: "la que dio a luz a Dios"; aunque el hereje Nestorio —patriarca de Constantinopla— afirmaba que la Virgen sólo había sido Cristotókos (Madre del hombre Cristo). La posición de Madre de Dios fue defendida de forma brillante
por san Cirilo, Padre de la Iglesia y obispo de Alejandría (376-444; 27 de junio), quien preside, en representación pontificia, el citado Concilio y emite una Homilía llamada Alabanzas de la Madre de Dios; entre los conceptos ahí expresados se encuentran los siguientes: "Te saludamos, a ti, que encerraste en tu seno virginal a aquel que es inmenso e inabarcable; a ti, por quien la santa Trinidad es adorada y glorificada; por quien la cruz preciosa es celebrada y adorada en todo el orbe; por quien exulta el cielo; por quien se alegran los ángeles y arcángeles; por quien son puestos en fuga los demonios; por quien el diablo tentador cayó del cielo; por quien la criatura, caída en el pecado, es elevada al cielo; por quien toda la creación, sujeta a la insensatez de la idolatría, llega al conocimiento de la verdad... Y ¿qué más diré? Por ti, el Hijo unigénito de Dios ha iluminado a los que vivían en tinieblas y en sombra de muerte; por ti, los profetas anunciaron las cosas futuras; por ti, los apóstoles predicaron la salvación a los gentiles; por ti, los muertos resucitan; por ti, reinan los reyes, por la Santísima Trinidad".

JUEVES 2

Santos: Basilio Magno de Cesarea, obispo; Gregorio Nacianceno, Doctor de la Iglesia. Beata Estéfana Quinzani, virgen. Memoria (Blanco)

SAN BASILIO MAGNO DE CESAREA, del griego: "regio" (330-379). Padre de la Iglesia. Originario de Cesarea de Capadocia, Turquía. Estudia retórica en Constantinopla y Atenas. Se retira a la vida ascética, radicando en Egipto, Mesopotamia, Siria y Palestina. Funda monasterios en el Ponto, para los que escribe un Reglamento, el cual ha sido de los primeros escritos para normar la vida religiosa y base para posteriores fundaciones. Recibe la ordenación sacerdotal en 364; después consagrado obispo de Cesarea (370). Reparte sus bienes para obras de beneficencia. Destaca por su oratoria. Entre su extensa obra literaria se encuentran: Liturgia de san Basilio, la cual aún se practica en el rito bizantino, Homilías y Sermones, Sobre el Espíritu Santo, entre otras. Muere en su ciudad natal. Uno de sus pensamientos es: "...el pan que no necesitas es el pan que le falta al pobre...". Iconografía: con atavío episcopal, como atributos un libro, por su valiosa obra escrita, y una paloma por la inspiración del Espíritu Santo. Nota: se les otorga el honroso título de Padres de la Iglesia a ínclitos pastores eclesiásticos, quienes debido a su sapiencia legaron su doctrina y escritos que han sido baluartes sobre los que descansa la ortodoxia de la fe cristiana; su cercanía a los Apóstoles les hace acreedores a que su palabra sea considerada como exacta interpretación de la Sagrada Escritura. La Iglesia requiere de un personaje que cumpla con cuatro requisitos para ser incluidos en esta categoría: antigüedad, ortodoxia, santidad y aprobación de la Iglesia. Se dividen en griegos y latinos. San Basilio Magno, su gran amigo san Gregorio Nacianceno —a quien también se celebra el día de hoy—, y su hermano san Gregorio de Nisa (10 de enero) pertenecen a los griegos.

VIERNES 3

Santísimo Nombre de Jesús

Santos: Genoveva de París; Antero I, Papa. Memoria libre (Blanco)

EL SANTÍSIMO NOMBRE DE JESÚS, del hebreo, abreviatura de Yeoshúah, es decir Josué (Jesús), "Dios salva", "redentor". Ocho días después de su nacimiento José y María —conforme a lo señalado por la Ley mosáica— llevaron a su hijo a circuncidar y le pusieron por nombre Jesús. Clemente VII (1523-1534) en 1530 concede por vez primera a los franciscanos la celebración del Oficio del Santísimo Nombre de Jesús. Inocencio XIII (1721-1724), la extiende a la Iglesia universal en 1721 estableciendo la fecha del 1 de enero para su conmemoración. Con las modificaciones señaladas en 1969 para el Calendario Litúrgico, se traslada al 3 de enero. El monograma del santo Nombre IHS, proviene de la tres primeras letras del nombre de Jesús en Griego, ??s??? — (en mayúsculas IH?OY?) —, las cuales pasan al latín como IHS. Grandes promotores de la devoción al Santo Nombre de Jesús han sido: san Bernardo, Doctor de la Iglesia (20 de agosto); el beato Juan Colombini, fundador de los jesuatos, (31 de julio); san Bernardino de Siena (20 de mayo); y san Ignacio de Loyola (31 de julio), fundador de los jesuitas, quien adoptó el monograma como emblema de su orden.

SÁBADO 4

Santos: Rigoberto de Reims, obispo; Isabel Ana Setton, fundadora. Beata Cristina de la Santa Cruz, religiosa.

Vísperas I de mañana: Todo propio Tomo I: p. 447. Para los fieles: p. 146. Edición popular: pp. 424 y 13.Feria (Blanco)

BEATA CRISTINA DE LA SANTA CRUZ, del bajo latín, "perteneciente a la religión de Jesucristo, cristiana" (1237?-1310). Religiosa. Oringa Menabuoi —su nombre en el siglo—, nace en Santa Croce sull' Arno, Pistoia, Italia. De humilde origen campesino; desde la niñez se afirma su innata caridad hacia los indigentes. Cuida el rebaño familiar y se acerca a Dios meditando, orando y profundizando su espiritualidad. Al perder a su madre es maltratada por sus hermanos. En la juventud su familia pretende casarla, pero ella que ha sentido el llamado del Señor se niega, huye de la casa paterna y se refugia en Lucca, donde trabaja como sirvienta, por siete años; en la soledad, sin parientes, ni amigos, incrementa sus periodos de oración y acercamiento a Dios. Su piedad y ejemplar conducta le valen el nombre de Cristiana. Peregrina a Asís, ora ante la tumba de san Francisco (4 de octubre) y ahí tiene una revelación donde: "...el Señor le mostró una casa edificada en un lugar y una determinada forma que después ella eligió para construir el monasterio de Santa Croce". Regresa a su ciudad natal y en 1279, con una inquebrantable fe y confianza en los designios divinos, convence a las autoridades para que le donen una casa y funda el convento de Santa María y de San Miguel Arcángel, regido por la Regla agustina; su congregación es exaltada en el Capítulo General de la orden de 1295. Dotada con los dones del discernimiento y la taumaturgia, entre otros. La virtud, humildad, sencillez, caridad y devoción mariana —que desde pequeña le acompañan—, son una característica en su vida religiosa, siendo admirada, respetada y amada por su comunidad religiosa y el pueblo. En 1307 una enfermedad la postra en cama inmovilizada por tres años y le produce inenarrables dolores físicos que ofrece por la salvación de las almas y la conversión de los pecadores. Parte al Reino desde su convento donde es sepultada. Por su fama de santidad su tumba es objeto de peregrinaciones, donde los fieles llegan en importante número a solicitar su intercesión para solucionar sus males físicos y espirituales. Pío VI (1775-1799) confirma su culto en 1776.

 

DOMINGO 5

EPIFANÍA DEL SEÑOR

Santos: Eduardo de Inglaterra, rey; Telésforo I. Papa y mártir.

Solemnidad (Blanco)

EPIFANÍA DEL SEÑOR, del griego epifaneia, "manifestación"; de epi- y faino, "mostrarse". Tradiciones apócrifas (siglos y al señalan la llegada de tres magos (sabios) con regalos para Jesús recién nacido . La importancia con que esta solemnidad se reviste es la Epifanía (manifestación) de Jesús a los paganos, cumpliéndose las profecías de Isaías: "...vendrán todos trayendo oro, incienso y mirra, proclamando las alabanzas de Yahvé" (60, 5-6). Esta profecía se cumple al llegar de Oriente tres sabios o magos, quienes traen ofrendas al Redentor. Los santos: León Magno (10 de noviembre), Beda "el Venerable" (25 de mayo) y Cesáreo obispo de Arlés (27 de agosto) —entre otros—, así como diversas Tradiciones apócrifas surgidas en los albores de la cristiandad, afirman que fueron tres los personajes conocidos como Reyes Magos que siguiendo una estrella llegaron hasta Belén a adorar al Niño Dios, el rey de los Judíos; este es el origen del "Día de Reyes". Cabe citar que en el Nuevo Testamento existen tres epifanías o manifestaciones: la que hoy se conmemora; la del Bautismo de Jesús, donde se manifiesta el Espíritu Santo sobre Él en forma de paloma, y se escucha la voz del Padre, proveniente del cielo (cf. Mt 3, 16-17) y la manifestación de su poder y su gloria en las bodas de Caná (Jn 2,1-11), al transmutar el agua en vino. Iconografía: en la cueva de Belén, donde sobre un sencillo pesebre descansa el Redentor, custodiado por sus padres; ante Él, postrados, los tres sabios o magos adoran al Niño Jesús y le ofrecen: oro (ofrenda al Rey), incienso (adoración al Dios) y mirra (para ungir y honrar al hombre).

LUNES 6

Santos: Julián y Basilisa de Antioquía, mártires; Juan de Ribera, obispo; Carlos de Sezze, religioso. Feria (Blanco)

SAN JUAN DE RIBERA, del hebreo, "Dios ha hecho gracia" (1533-1611). Obispo. Hijo de noble familia, nace en Sevilla, España; procreado fuera del matrimonio. De pequeño muere su madre y su progenitor se ocupa de atenderlo con maestros que le educan en forma esmerada y al darse cuenta de que el infante es bondadoso y de brillante inteligencia, sugieren estudie en la universidad de Salamanca, lugar donde vive rodeado de comodidades, servidumbre y gozando de vastos recursos económicos. Sobresale por su piedad, dedicación a la oración, espíritu de penitencia, generosidad con los pobres, así como por ser un magnífico estudiante. Enferma y su padre lo regresa a Sevilla hasta quedar recuperado. Juan manifiesta el deseo de consagrarse a Dios e inicia estudios eclesiásticos y recibe la ordenación sacerdotal (1557). En el ejercicio de su ministerio, la rutina diaria comienza a las cuatro de la mañana, ora durante tres horas y se confiesa para celebrar la Asamblea Eucarística con inmensa devoción. Atiende innumerables feligreses en el confesonario y se dedica al estudio y a perfeccionar su espiritualidad. Su comida es escasa, como si viviese en ayuno permanente, además de la extrema austeridad de vida. Atiende a los necesitados en lo espiritual y material. Al término del día, en comunidad reza el rosario. Por sus méritos es nombrado obispo de Badajoz en 1562. Años más tarde en 1568 san Pío V (1566-1572; 30 de abril), lo designa Patriarca de Antioquia y le llama Lumen totius Hispaniae (Lumbrera de toda España); al año siguiente se le inviste como arzobispo de Valencia, cargo que acepta por obediencia. A pesar de su alta investidura, su práctica diaria no varía. Ocupa el dinero del obispado para atender a los marginados, organiza siete sínodos, funda una casa de formación para jóvenes y el colegio-seminario de Corpus Christi; visita los templos y pueblos de la diócesis, atiende audiencias, evangeliza a numerosos infieles y combate a los herejes. Fallece en Valencia, de donde el rey Felipe III (1598-1621) le había nombrado Virrey. Canonizado en 1960 por el beato Juan XXIII (1958-1963; 11 de octubre). Iconografía: con atavío común a los obispos, de rodillas frente al altar, en éxtasis ante la Eucaristía.

MARTES 7

Santos: Ramón (Raimundo) de Peñafort, presbítero; Canuto Lavard, mártir. Beata Lindalva Justo de Oliveira, mártir. Feria (Blanco)

BEATA LINDALVA JUSTO DE OLIVEIRA, nombre surgido, probablemente, de la fusión de Linda, abreviatura de nombres germánicos "flexible, lento" "suave" y Alva, variante portuguesa de Alba, del latín "aurora" "blancura" (1953-1993). Mártir. Originaria de Sitio Malhada da Areia, Río Grande, Brasil; Asiste a la escuela primaria en la población brasileña de Acu, donde frecuentemente comparte con los niños pobres sus alimentos y algunas de sus pertenencias. En 1979 recibe el diploma de ayudante administrativo; trabaja en varios comercios, para auxiliar en la economía familiar, además visita a los ancianos en el asilo del lugar. Atiende a su padre en los últimos años de su vida. En 1988 define su vocación religiosa, estudia enfermería, aprende a tocar guitarra e ingresa en el noviciado de la congregación de Hijas de la Caridad (vicentinas), donde es ejemplo de servicio y buen carácter. Al ingresar exclama: "Quiero tener una felicidad celestial, desbordar de alegría, ayudar al prójimo y hacer incansablemente el bien". En 1991 trabaja en el centro de salud municipal en Salvador de Bahía, Brasil, donde atiende con solicitud a 40 pacientes hombres, canta y ora con ellos, los lleva de paseo y ejecuta tareas domésticas. Dos años después, ingresa a dicho centro Augusto Da Silva, hombre de carácter iracundo, se enamora de ella, y le hace saber sus lujuriosas intenciones; ella lo rechaza y pese al riesgo continúa en su trabajo expresando: "Prefiero verter mi sangre que dejar este lugar". Dicho individuo fragua una venganza que ejecuta el viernes santo del 9 abril de 1993, cuando sor Lindalva atiende el desayuno de los pacientes, Él la acuchilla en el cuello y cuerpo (44 cuchilladas). Al llegar un guardia confiesa su crimen y es aprehendido. Reconocida mártir, es beatificada en 2007, en San Salvador de Bahía, durante el pontificado de S. S. Benedicto XVI (2005-2013). Dicha congregación fija su conmemoración anual en esta fecha, día de su bautismo, en lugar de la fecha de su deceso. Iconografía: con hábito, sonriente, en fotografías. Aquí algunos se sus pensamientos: "Nací para entregarme a Dios en la persona de los pobres y no deseo más nada, Señor, que vivir esa entrega con dedicación total y un grande amor"; "Cuando Dios llama no vale esconderse; más pronto o más tarde la voluntad de Él prevalecerá".


MIÉRCOLES 8

Santos: San Apolinar de Hierápolis, obispo; Gúdula de Bruselas, virgen; Severino de Norica, abad. Feria (Blanco)

SANTA GÚDULA DE BRUSELAS, nombre de origen controvertido, algunos afirman que deriva de Gudelia, del germánico, guda, "dios"; otros le citan como nombre germánico original, "la protectora" (650?-712). Virgen. Nace en Hamme, Brabante, Bélgica. Hija de Witger, duque de Lorena y santa Amelia de Bélgica —Amelberga o Amelburga— (10 de julio); algunos hagiógrafos la relacionan con santa Gertrudis de Nivelles (17 de marzo), aunque cuestionan si fue su hermana o tía; de cualquier forma esta santa es su maestra en el convento de Nivelles; alrededor de 659, regresa a su hogar donde vive en castidad, oración y dedicada a realizar obras en bien de los menesterosos. Es su costumbre orar en una capilla dedicada a San Salvador, en Moorsel, donde —según relata una antigua leyenda—, es tentada por el demonio quien con tenacidad y sin lograrlo intenta apagar la vela que la santa lleva en su mano; se narra que un día después de hacer oración, de regreso a su hogar devuelve la movilidad a un niño paralítico con sólo acariciarlo. Estos y otros milagros son atribuidos a santa Gúdula, por lo que su notoriedad como mujer virtuosa y taumaturga trascienden los límites de su ciudad y a su retiro llegan innumerables enfermos de cuerpo y alma a solicitar su intercesión para sanarles. Después de llevar una existencia de oración y entrega al necesitado, muere en su ciudad natal iniciándose su culto. Es patrona de Bruselas. Iconografía: sosteniendo una linterna (una vela o antorcha), que el diablo intenta apagar (a menudo con un par de fuelles), en ocasiones se agrega un ángel que reenciende la luminaria. El Martirologio Romano celebra su memoria este día y en Bruselas, se conmemora el 19 de este mes.

JUEVES 9

Santos: Julián de Antioquia, mártir; Adrián de Canterbury, abad. Beata Julia de la Rena, terciaria agustina. Feria (Blanco)

BEATA JULIA DE LA RENA, del latín antiguo, "la celeste" (1320?-1370). Terciaria agustina. Originaria de Certaldo, Italia. De familia noble venida a menos, queda huérfana y deja su hogar para trabajar como doméstica en una residencia de la ciudad de Florencia. Dotada de una piedad innata e inclinación al servicio de Dios, antes de cumplir los veinte años, Julia entra en contacto con los religiosos de la Orden de San Agustín (agustinos) y decide unirse a ellos como terciaria y vestir el hábito. En fecha no conocida regresa a su pueblo natal y obtiene permiso para vivir en una pequeña habitación anexa a la iglesia, viviendo con austeridad extrema y consagrada a la penitencia y a la oración hasta su partida a la Gloria —cerca de treinta años—. Abre dos ventanas en su celda, una que da al interior del santuario y otra —más pequeña— hacia el exterior donde generosas personas le llevan alimento y solicitan su auxilio espiritual. Admirada y querida por sus vecinos de todas las edades, quienes la señalan agraciada con el don de la taumaturgia. Inhumada en el templo de san Miguel y Santiago; su culto inmemorial es confirmado en 1819, por Pío VII (1800-1823). Iconografía: con el hábito agustino, dentro de su celda arrodillada con un fulgor proveniente del cielo que le ilumina la cabeza; a sus espaldas un ángel portador de un lirio (símbolo de pureza), al frente varios adultos y una dama quien lleva ante ella a un niño.

VIERNES 10

Santos: Melquíades I, Papa; Julián de Antioquía, mártir. Beato Gil de Lorenzana, hermano lego. Feria (Blanco)

BEATO GIL DE LORENZANA, del latín medieval, derivado de Egidio "el protegido" (1443?-1518). Hermano lego. Bernardino De Bello —su nombre en el siglo—, nace en Lorenzana (Laurenzana), Italia. Recibe cristiana formación de sus piadosos y humildes padres. Desarrolla una inclinación por la vida de ermitaño. Por iniciativa propia sale a buscar limosnas y con ellas erige un oratorio a san Antonio de Padua (13 de junio), dentro de él pasa largas horas en recogimiento y oración, por lo que se hace acreedor —sin buscarlo— de la admiración de quienes le rodean. Tratando de huir de la fama de santidad que justamente se forma, se dirige al solitario y silencioso santuario de Santa María del Cielo Calata, donde ubica su eremitorio y busca la perfección y cercanía al Señor. Las pocas horas que dedica al sueño lo hace recostado sobre un duro camastro. El pueblo busca al ermitaño y pronto lo encuentra; así a su retiro llegan peregrinos en busca de la bendición, del consejo o, simplemente, a deleitarse viendo a quien consideran un santo. Para continuar su exilio voluntario del ruidoso mundo busca refugio como trabajador en una casa ubicada cerca del monasterio franciscano de Lorenzana, donde solicita ser aceptado como hermano lego. Acorde con la Regla, incrementa sus jornadas de oración, penitencia y trabajo, empeñándose en realizar las humildes tareas que se le asignan. Por algún tiempo radica en la abadía de Potenza, pero regresa a Lorenzana. Goza de los dones de taumaturgia, profecía y experimenta éxtasis. La perfección de su vida atrae al maligno, que de forma continua azota al santo contra el piso. Muere en el citado monasterio, donde a su sepulcro llegan peregrinos quienes dan fe de la gracia con que Dios le premia. Su culto es aprobado en 1880, por León XIII (1878-1903).

SÁBADO 11

Santos: Higinio I, Papa y mártir; Tomás de Cori, presbítero. Beata Ana María Janer Anglarill, fundadora.

Vísperas I de mañana: Todo propio. Tomo I: p. 519. Para los fieles: p. 166. Edición popular: pp. 426 y 202. Feria (Blanco)

BEATA ANA MARÍA JANER ANGLARILL, del hebreo, "la benéfica" y del arameo, "señora"; (1800- 1885). Fundadora. Nace en Cervera, diócesis de Solsoria, España. A la edad de 18 años ingresa en la Hermandad del Hospital de Castelltort, (institución que da asistencia a enfermos y niñas pobres, además de instruirles en la fe y en lo académico); su labor la realiza en un país envuelto en movimientos políticos armados, por lo que se acerca más a las necesidades de la población. En 1836, las autoridades expropian los bienes de la Iglesia, exclaustran y expulsan a religiosos y religiosas de las caritativas obras que tienen a su cargo. La hoy beata se exilia en Francia de 1844 a 1849, donde continúa su labor en pro de los necesitados. Regresa a Cervera e ingresa en la Casa de Misericordia, la cual alberga a niños de escasos recursos, jóvenes discapacitados y ancianos; de esta forma incrementa su vocación de servir a los menesterosos. En 1858 el obispo de Urgel le encarga la dirección del hospital de la Seu d'Urgell. Al año siguiente crea el Instituto de Hermanas de la Sagrada Familia de Urgel (janerianas), consagrado a brindar auxilio a pobres y enfermos; así como a la instrucción de la infancia y de la juventud marginada donde trabaja incansablemente en la expansión de su obra llegando a Urgel, Solsona y Barcelona. En 1868 y durante siete años surgen conflictos civiles de carácter anticlerical que logra resistir. Como superiora no está exenta de calumnias y envidias, ante los cuales responde con silencio, humildad, oración y confiada en la Divina Misericordia. Por su gran devoción a la Santa Cruz y a la Pasión del Señor, su última voluntad es solicitar a sus hijas espirituales que le tiendan para morir en el suelo de su celda, y así honrar a Jesús "que por mí expiró clavado en la cruz", según expresa. Sus restos mortales descansan en la capilla de la Residencia de la Sagrada Familia de La Seu d'Urgell. Beatificada por S. S. el Pontífice Emérito, Benedicto XVI (2005-2013) en 2011, en la ceremonia se distingue el lema de la fundación: "Amarte y servirte siempre y en todo". La benéfica acción de las hermanas janerianas abarca once países: España, Andorra, Italia, Argentina, Paraguay, Uruguay, Chile, Colombia, México, Perú y Guinea Ecuatorial, donde las hermanas laboran en escuelas, hospitales, residencias, misiones, parroquias y otros apostolados relacionados con el carisma señalado por la fundadora: "La caridad hecha servicio".

DOMINGO 12

BAUTISMO DEL SEÑOR

Santos: Arcadio de Mauritania, mártir; Benito Biscop, abad. Fiesta (Blanco)

EL BAUTISMO DEL SEÑOR, del griego, baptismós, "inmersión" y del latín baptízo, "sumergir, inmersión". Con esta fiesta concluye el tiempo litúrgico de Navidad. Ésta es una de las tres Epifanías que se dieron en la vida de Jesús (ver el día 5). Se narra en el Evangelio cómo antes de iniciar su vida pública —alrededor de los treinta años—, Jesús se dirige de Galilea al río Jordán para que san Juan Bautista (24 de junio) le bautice. Al presentarse ante el Bautista, éste asombrado inicia un conmovedor diálogo en el cual reconoce a Cristo como el Mesías. Jesús al realizar este acto, deja en claro que —aún sin tener pecado alguno— recibirá el bautismo como signo de conversión. Narra el evangelista que una vez bautizado, Jesús sale del agua. En ese momento se abren los cielos y ve al Espíritu de Dios que bajaba como una paloma y se posa sobre Él, al tiempo que se escucha una voz del cielo (cf. Mt 3, 16-17). El Bautista da su testimonio diciendo: "He visto al Espíritu que bajaba como una paloma del cielo y se quedaba sobre El. Y yo no le conocía pero el que me envió a bautizar con agua, me dijo: 'Aquel sobre quien veas que baja el Espíritu y se queda sobre él, ése es el que bautiza con Espíritu Santo.' Y yo le he visto y doy testimonio de que éste es el Elegido de Dios." Al día siguiente, Juan se encuentra de nuevo allí con dos de sus discípulos. Fijándose en Jesús que pasaba, dice: 'He ahí el Cordero de Dios (Agnus Dei).' Los dos discípulos le oyen hablar así y siguen a Jesús" (cf. Jn 1, 25-37). Iconografía: la escena es representada desde la época paleocristiana; en general se observa, en la parte izquierda de la imagen, a Jesús, sumergido en el río Jordán, con las manos juntas o cruzadas sobre el pecho. A su derecha san Juan Bautista de pie, sostiene en su mano una concha llena de agua que vierte sobre la cabeza de Jesús. Ambos rodeados por un halo, e iluminados por el Espíritu Santo.

LUNES 13

Santos: Hilario de Poitiers, Doctor de la Iglesia; Agricio de Tréveris, obispo. Beata Verónica Negroni de Binasco, religiosa. Feria (Verde)

SAN HILARIO DE POITERS, del latín, "alegre" (315-367). Doctor de la Iglesia. Nace en Poitiers, Francia, de familia acaudalada y pagana. Converso junto con su esposa e hija, en la edad adulta. El estudio y lectura de la Sagrada Escritura lo hacen madurar en la fe y fortalecer su espiritualidad. Es electo obispo de Poitiers en 350. Combate las herejías del pagano Arrio (280-336) —quien niega la divinidad de Cristo—, lo que causa su destierro durante cuatro años a Frigia (Turquía). Antes de partir dice a los fieles: "Permanezcamos siempre en el destierro con tal que se predique la verdad"; en su exilio se dedica a profundizar en la enseñanza de los autores cristianos. En el año 360 regresa a su patria y un año después participa en el Concilio de París y en el Sínodo de Milán (Italia) en 364. Logra restablecer las virtudes cristianas en su diócesis. Se distingue por su carácter bondadoso, alegre y cortés. Su amplia cultura le permite destacar como: predicador, poeta, teólogo, historiógrafo, exegeta, compositor de himnos y escritor; entre sus obras se encuentran: Tratado sobre la Trinidad, Comentario al Evangelio de san Mateo, Comentario a los Salmos, las cuales contribuyen a la consolidación de la fe y a la mejor comprensión de las Sagradas Escrituras. Es dotado con el don de la taumaturgia. Es reconocida su misión pastoral como erradicador del arrianismo en las Galias (actual territorio francés). Fallece en su diócesis, donde se inicia su veneración. El beato Pío IX (1846-1878; 7 de febrero) lo proclama Doctor de la Iglesia, con el título de Doctor de la divinidad de Cristo en 1851. Iconografía: con atavío episcopal, aplastando con sus pies víboras, símbolo de la herejía (en este caso del arrianismo por él combatido). Ha sido llamado "el Atanasio del Occidente"; san Agustín obispo de Hipona (28 de agosto) y san Jerónimo (30 de septiembre) lo aclaman como "Gloriosísimo defensor de la fe". En su obra De Trinitate (9,61), señala: "Dios sólo sabe ser amor, y sólo sabe ser Padre. Y quien ama no es envidioso, y quien es Padre lo es totalmente. Este nombre no admite compromisos, como si Dios sólo fuera padre en ciertos aspectos y en otros no".

MARTES 14

Santos: Félix de Nola, presbítero; Macrina de Cesarea, viuda. Beato Pedro Donders, presbítero. Feria (Verde)

SAN FÉLIX DE NOLA, del latín, "feliz" (siglo III). Presbítero. Hijo de padres con vastos recursos, nace en Nola, Italia; los datos fidedignos de su vida son escasos y son escritos por san Paulino de Nola (22 de junio), quien al acudir a su intercesión obtiene numerosos milagros. En su niñez queda huérfano; luego durante su juventud, decide —en tanto su hermano ingresa a la milicia— que él se convertirá en "Soldado de Cristo", por lo que dona su herencia a los pobres, ingresa al seminario y es ordenado sacerdote, en tiempos en que el pagano Decio (201-251) decreta una cruel persecución contra la Iglesia, ordena quemar los Libros Sagrados, encarcela y ejecuta a sus ministros. Debido a este acoso el anciano Máximo, obispo de Nola, huye a las montañas. En tanto Félix es aprehendido, encarcelado y vejado; una antigua crónica dice que los ángeles abren la prisión y lo liberan. Al salir se dirige a auxiliar al citado obispo, a quien encuentra en una cueva desmayado por el hambre y el frío. Félix no dispone de alimento, entonces, por obra de Dios, aparecen unas frutas con las que consigue que el prelado recupere las fuerzas y lo traslada a casa de una piadosa familia. Regresa a ocultarse en las montañas, donde se consagra a la oración. Por su prestigio de santidad a su refugio llegan numerosos fieles a solicitar consejo y ayuda espiritual. A la muerte del pagano Decio, regresa a la ciudad donde vive en la pobreza, trabajando una parcela y con sus ganancias socorre los necesitados. Hacia el año 260 se restablece la persecución contra cristianos por parte de Valeriano (190?-269?). Existen varias narraciones que dan cuenta de cómo el santo, en numerosas ocasiones, logra evadir a sus perseguidores. Muere en una fecha como hoy, iniciándose su veneración. Iconografía: con burda túnica, siendo liberado de la cárcel por ángeles.

MIÉRCOLES 15

Santos: Probo de Rieti, obispo; Arnoldo Janssen, fundador; Ita de Irlanda, virgen. Feria (Verde)

SAN ARNOLDO JANSSEN, del germánico "el que tiene el poder del águila" (1837-1909). Fundador. Nativo de Goch, Baja Renania (Alemania). A los doce años ingresa en el seminario menor; posteriormente cursa estudios de filosofía y teología en Munster y los universitarios en Bonn, en su país. Recibe la ordenación sacerdotal en 1861. Por doce años es vicerrector de la Escuela Superior de Bocholt, a la vez que director del Apostolado de la Oración. Destaca por su espíritu misionero para lo que funda la revista Pequeño Mensajero del Corazón de Jesús (1874), a fin de difundir noticias y reunir fondos para apoyar las misiones. En su época la Iglesia alemana vive conflictos sociopolíticos, lo que dificulta los propósitos para la formación de futuros sacerdotes. Sin embargo, el obispo de Roermond (Holanda) colabora y aprueba que en su diócesis el padre Janssen establezca y funja como rector de un seminario misionero en Steele, Renania, Alemania (1875). Funda tres congregaciones religiosas: la Sociedad del Verbo Divino (1886): Siervas del Espíritu Santo (1889) y la de vida contemplativa Siervas del Espíritu Santo de la Adoración Perpetua (1896). Con amor expresa su celo por la formación de misioneros diciendo: "Los misioneros son los embajadores del amor divino. Deben manifestar las maravillas de Dios y establecer el Reino del divino amor allí donde aún no esté". Al ver la importancia que los medios impresos tenían como evangelizadores, expresa a sus hermanos: "Que la prensa ayude para la salvación de toda la humanidad. Que nuestras publicaciones sean semillas para la vida eterna de todos aquellos que nos leen", así se funda en España —a mediados de los años 50 del siglo pasado— la Editorial Verbo Divino. Después de una intensa vida pastoral parte a la Gloria desde la provincia holandesa de Steyl. Canonizado por el beato Juan Pablo II (1978-2005; 22 de octubre) en 2003, quien destaca: "En su actividad sacerdotal mostró gran celo por la difusión de la palabra de Dios, utilizando los nuevos medios de comunicación social, especialmente la prensa". En la actualidad más de 6500 misioneros, 4500 misioneras Siervas del Espíritu Santo y más de 400 Siervas del Espíritu Santo de la Adoración Perpetua se encuentran trabajando en 63 países, haciendo vida el lema: "Un solo corazón, muchos rostros. Muchos rostros, un solo corazón".

JUEVES 16

Santos: Marcelo I, Papa; Juana de Bagno, religiosa. Beato José Vaz, presbítero. Feria (Verde)

BEATO JOSÉ VAZ, del hebreo, "Dios acrecentará" (1651-1711). Presbítero. Nace en Benaulim, Goa, India —en ese tiempo dominio portugués—, en el seno de una familia cristiana de la casta del Brahmin de Konkan. Asiste a la escuela en Sancoale, donde aprende los idiomas portugués, el propio de Benaulim y el latín. Estudia filosofía y teología en la Academia Jesuita de Santo Tomás de Aquino en Goa. Ordenado sacerdote de la Congregación del Oratorio de San Felipe Neri (oratorianos) en 1676, destaca como predicador y confesor. Abre una escuela para seminaristas en Sancoale. Fiel devoto de la Madre del Redentor, se consagra a ella declarándose el "Esclavo de María". Vive en carne propia la condición de los pueblos del antiguo Ceilán (actual Sri Lanka) y otros de la región dominados por los europeos, por lo que es perseguido. Su gran compasión por los países colonizados por las potencias europeas, le lleva a ayudar de forma ejemplar a enfermos, pobres, huérfanos y esclavos. Varios sacerdotes forman una congregación en la iglesia de la Santa Cruz, de la que es electo superior. Bajo su dirección la naciente hermandad se distingue por ser un semillero de misioneros, poner en práctica y difundir los Ejercicios Espirituales, brindando sin ningún límite, protección y auxilio a los necesitados. Muchas veces realiza su ministerio disfrazado de obrero o campesino, debido a los acosos que contra los cristianos se dieron en los territorios donde evangeliza, llegando a ser encarcelado. Aprende las lenguas de los pueblos donde misiona y traduce los Libros Sagrados a idiomas nativos, para facilitar la comunicación y evangelización de los fieles. Las continuas enfermedades que contrae debido a las condiciones insalubres de los pueblos que visita, son una constante en su vida. Entrega su vida plena de caridad y fe al Señor en Kandy, Sri Lanka, donde por la cantidad fieles que quisieron verlo por última vez, su cuerpo tuvo que ser expuesto por tres días. El beato Juan Pablo II (1978-2005; 22 de octubre) le eleva a los altares en 1995.

VIERNES 17

Santos: Antonio de la Tebaida, abad; Sulpicio "el Piadoso" de Aquitania, obispo; Marcelo de Valence, obispo. Memoria (Blanco)

SAN SULPICIO "EL PIADOSO" DE AQUITANIA, de latín Sulpicius, quizá relacionado con sulphur "azufre" ('647?). Obispo. De origen francés y nacido en una familia acaudalada, quizás cristiana; fuera de esto se ignoran detalles de su niñez. Siendo aún muy joven decide conservar su castidad y ofrecer su vida a Dios. Dona el producto de la venta del palacio propiedad de su familia, en Bourges ciudad de Aquitania (actual Francia) a la Iglesia, para ser destinado a sufragar obras de caridad. Su vida es colmada de piedad y servicio al prójimo; sin tenerse noticia exacta de su ordenación, sana de una grave enfermedad al rey Clotario II (584-629), quien le nombra capellán de sus ejércitos y le confiere el cargo de limosnero, extendiendo su prestigio de taumaturgo. Por sus innegables virtudes es nombrado obispo de la mencionada ciudad en el año 624. Su amor a Dios, austeridad, vigilias de oración y recitación cotidiana de los salmos, motivan a la población a llamarle el "Pío" (del latín, "piadoso"). Su mayor preocupación es el cuidado de los pobres y la atención a su diócesis de la cual erradica el paganismo. Lucha por los derechos de su pueblo contra el cruel ministro Lullo, de la corte de Dagoberto I (600-638) último rey de los francos merovingios. Trabaja intensamente para atraer a los judíos al cristianismo y después de ejercer el episcopado durante 17 años, deja su cargo en manos de un coadjutor, a fin de dedicarse hasta su muerte, a proteger a los desvalidos y menesterosos. En sus funerales el pueblo manifiesta su luto y tristeza, por su amado obispo. Se le dedica en París, Francia, el famoso templo y seminario de San Sulpicio (Saint-Sulpice). Por sus numerosos milagros el pueblo inicia su veneración como santo. Iconografía: con atavío común episcopal y un libro en sus manos; o bien visitando a enfermos. También se le conoce como Sulpicio Pío o Sulpicio de Bourges. Nota: existe también San Sulpicio "Severo", quien igualmente es obispo de Bourges; pero éste muere en 591 y se conmemora el 29 de enero.

SÁBADO 18

Santos: Prisca o Priscila de Roma, mártir; Leobardo de Auverne, ermitaño. Beata María Teresa Fasce, abadesa.

Vísperas 1 del domingo: 2a semana del Salterio. TomoIII: pp. 880 y 39. Para los fieles: pp. 555 y 391. Edición popular: pp. 108 y 459. Feria (Verde)

SANTA PRISCA DE ROMA, del latín, "antiguo" (?) Mártir. La vida de esta mártir se ve inmersa en leyendas y confusiones. No obstante su culto y veneración se remonta a los primeros siglos de la era cristiana, siendo la santa titular de hoy. Prisca es una contracción de Priscila, por ello también se le conoce como Priscila de Roma. Algunos investigadores la señalan como esposa de Manio Acilio Glabrio (también conocido como Aquila), matrimonio al que en repetidas ocasiones cita el apóstol san Pablo en sus Cartas. Según consta en actas romanas, Manio es condenado a muerte por rebelión, lo cual se traduce en que ha sido converso al cristianismo. Sin embargo, el Martirologio ubica la fecha de conmemoración de esta pareja el 8 de julio. De su martirio, también, se desconocen pormenores. Algunas crónicas narran que es una casta joven de origen romano, que consagra su vida a Dios, por lo que es perseguida por las tropas del monarca Claudio Tiberio I (41-54). Al ser capturada, se le encarcela y condena a morir decapitada. Otra tradición la ubica en el siglo III, inmolada durante las persecuciones del pagano Claudio II "el Gótico" (268-270). Sus restos son sepultados en las catacumbas homónimas de la ciudad de Roma; posteriormente, se les exhuma para llevarlas a la Catedral que lleva su nombre en la Colina Aventina de la Ciudad Eterna. Iconografía: es recurrente la representación que muestra a Priscila en el momento de ser bautizada por san Pedro. Cabe señalar que las Catacumbas de santa Priscila, son una importante necrópolis cristiana y de las más antiguas descubiertas en la Ciudad Eterna; en ellas se encuentran diversas representaciones pictóricas paleo-cristianas, las cuales han servido para generaciones posteriores como el Buen Pastor y de la Virgen María con Jesús Niño sentado en su regazo. En ellas se dio sepultura a diversos pontífices y mártires como: Marcelo I, Liberio; san Crescenciano, santa Filomena y un grupo de más de 300 mártires.

DOMINGO 19

II DOMINGO ORDINARIO

Santos: Germánico de Filadelfia, mártir; Mario, Marta, Audifaz y Ábaco de Persia, mártires. Beato Marcelo Spínola, fundador.

SANTOS MARIO, MARTA, AUDIFAZ Y ÁBACO DE PERSIA, del latín Marius, nombre de una gens romana, y es referido a un antigua palabra etrusca maru, "masculino", "varonil"; Marta, del arameo tamar, "palma"; Audifaz, probable nombre de una gens persa; Abaco, derivación de Habacuc, del hebreo "aquel que vive en un lugar ardiente" (siglos III-IV). Mártires. Los datos acerca de estos mártires se ven sumidos en leyendas; entre las coincidencias hagiográficas, se puede afirmar que Mario nace en Persia (actual Irán) proveniente de una familia perteneciente a la nobleza. Casado con Marta, procrean dos hijos Audifaz y Ábaco; ellos son fieles a la fe de Cristo, y siguiendo una costumbre de su época deciden peregrinar a Roma para venerar las reliquias de los mártires cristianos. Una vez avecindados en la Ciudad Eterna, entran en contacto con un sacerdote llamado Juan, quien los convoca a dar cristiana sepultura a los cadáveres de algunos mártires (se cita que son más de 200). Estando en esta labor son descubiertos y llevados ante las autoridades paganas quienes les conminaron a conservar su vida a cambio de renunciar a su fe y adorar a los falsos dioses. Al negarse, Mario con sus hijos Audifaz y Ábaco son decapitados —algunos indican que en la Vía Aurelia de Roma, otros que en ad Nymphas, paraje cercano a Roma—; Marta es llevada a ad Nymphas donde es inmolada. Los cuerpos de estos mártires son rescatados por piadosos cristianos quienes les dan sepultura. Iconografía: con indumentaria propia de los nobles persas, llevando auxilio a prisioneros, inhumando a los mártires cristianos o en el momento de su martirio.

LUNES 20

Santos: Fabián I, Papa y mártir; Sebastián de Roma, mártir. Eustoquia de Calafato, religiosa.

Feria (Verde)

SANTA EUSTOQUIA DE CALAFATO, del griego, "hábil, buen tirador" (1434-1485). Religiosa. Nace en noble cuna en Mesina, Sicilia, Italia. Bautizada con el nombre de Esmeralda y educada por su madre, quien le inculca la devoción por san Francisco de Asís (4 de octubre). Según las costumbres de su época a los once años es comprometida en matrimonio con un rico hombre mucho mayor que ella; después de este acto, la pequeña le expresa a su padre el deseo de consagrarse a Dios, a lo cual él se opone; sin embargo, la voluntad de Esmeralda se realiza al fallecer el presunto esposo. En 1448 muere su progenitor y, al año siguiente, la joven ingresa en el monasterio de las clarisas de Santa María de Basicó, en Mesina. Toma el hábito y adopta el nombre de Eustaquia. Al considerar que en su convento se ha perdido el carisma franciscano y relajado el espíritu de la Regla de las clarisas, solicita autorización para trasladarse a un viejo y abandonado hospital donde funda el monasterio de Montevergine, fija su residencia e inicia la renovación de su orden; acompañada por dos jóvenes, es nombrada abadesa (1464), cargo que ocupa hasta su muerte. Ella y el monasterio son ejemplo y modelo para la población. La vida de sor Eustoquia fue pródiga en singulares carismas, experimenta numerosas visiones y realiza infinidad de curaciones milagrosas, por lo que se le considera taumaturga. Su espiritualidad toma a Cristo como base y centro de sus actividades; además de profesar un especial amor a la Madre de Jesús, a la Eucaristía y meditar profundamente en la Pasión. Una de las virtudes más características de sus seguidoras es vivir inmersas tanto en la vida religiosa como en la terrena, a fin de servir a Dios y al prójimo de forma eficiente y ejemplar. Eustaquia Esmeralda Calafato, como también se le llama, va al encuentro del Amado desde su convento en Montevergine. Cabe señalar que su cuerpo, después de 150 años de su muerte se conserva flexible y en la actualidad (aunque está muy maltratado) recibe pública veneración. Canonizada por el beato Juan Pablo II (1978-2005, 22 de octubre) en 1988.

MARTES 21

Santos: Inés de Roma, mártir; Fructuoso, Augurio y Eulogio de Tarragona, mártires. Beato Juan Bautista Turpin y compañeros, mártires. Memoria (Rojo)

SANTOS FRUCTUOSO, AUGURIO Y EULOGIO DE TARRAGONA del latín, "provechoso, fecundo"; "augurio"; y del griego, "que elogia, que habla bien", respectivamente (259). Mártires. Se hace constancia de la existencia y martirio de los santos de hoy, por los escritos del poeta español Prudencio Aurelio Clemente (348-415), quien les dedica una alabanza en el himno 6, de su obra Peristephanon. Los tres son de origen español. Fructuoso, Obispo de Tarragona, y sus diáconos (del griego "servidor") Augurio y Eulogio, al ser descubiertos como ministros de la fe cristiana, son encarcelados y sentenciados a morir —junto con algunos anónimos fieles cristianos— en la hoguera durante el imperio de Valeriano (253-260). Antiguas y fidedignas crónicas señalan que el obispo auxilia, aun con riesgo de perder su vida, a los infectados por una epidemia de peste que asola a su región. En el Martirologio quedan registrados los últimos momentos de vida de estos tres santos, quienes ante el procurador pagano confiesan su fe, son condenados a muerte y se les conduce al anfiteatro donde, san Fructuoso en voz alta ora por la Iglesia de Cristo y dice: "Es preciso que tenga en mi pensamiento a la Iglesia Católica, derramada desde Oriente hasta Occidente", acto seguido es arrojado a las llamas junto con los diáconos. Sus cenizas son reunidas por cristianos y colocadas en una urna de mármol. Por su sacrificio en aras de la fe, se extiende su veneración inmemorial. Iconografía: Fructuoso con atavío común episcopal; Augurio y Eulogio con la dalmática (túnica de amplias mangas) utilizada por los diáconos; en el momento de su martirio en la hoguera. En 2009 con motivo del 1750 aniversario del martirio de estos santos, el Pontífice Emérito, Benedicto XVI (2005-2013), convoca a un Año Jubilar en su honor, en su mensaje de clausura del mismo expresa: "La conmemoración de estos mártires nos lleva a pensar en una comunidad que, habiendo recibido en los albores del cristianismo el mensaje evangélico transmitido por los Apóstoles, supo confesar, vivir y celebrar su fe sin temor, incluso en un ambiente de incomprensión y hostilidad".

MIÉRCOLES 22

Santos: Vicente de Zaragoza, mártir; Domingo de Sora, abad; Vicente Pallotti, fundador. Feria (Verde)

SAN VICENTE PALLOTTI del latín, "vencedor" (1795-1850). Fundador. Originario de Roma, bautizado con el nombre de Vicente Luis Francisco. No se cuenta con pormenores de su familia y primeros años de vida. Recibe educación en la fe católica en el colegio romano de los Escolapios de San Pantaleón. Siendo joven acata el llamado del Señor e ingresa en el seminario, al concluir sus estudios recibe la ordenación (1818). Ejerce su ministerio en la Ciudad Eterna, donde destaca por ser un activo pastor de su feligresía. Emprende una excepcional tarea: la integración de sacerdotes y laicos en: "una Pía Unión que fuera perpetuamente en la Iglesia de Jesucristo como una Trompeta evangélica, que llama a todos, que despierta el celo y la caridad de todos los fieles de cualquier estado, grado y condición, para que todos, en todos los tiempos [...] cooperen [...] al crecimiento, defensa y propagación de la caridad y de la fe católica", a la cual denomina Apostolado Católico (UAC), creado en 1835. En 1844 el pontífice Gregorio XVI (1831-1846) le cede el templo de San Salvador, a fin de que ahí instale su institución. Trabaja con celo misionero entre los laicos y por su ejemplo de vida logra numerosas vocaciones que amplian y consolida su obra. Todas las dificultades las supera con la ayuda de Dios y con su fortaleza de espíritu. Fallece en Roma con fama de santidad. Canonizado el 20 de enero de 1963 por el beato Juan XXIII (1958-1963; 11 de octubre), declarándolo Patrono de la Pontificia Unión Misional del Clero. Actualmente la "Familia Pallotina", está integrada por la Unión del Apostolado Católico (presbíteros y laicos) y la rama femenina por dos congregaciones de Religiosas del Apostolado Católico.

JUEVES 23

Santos: Ildefonso de Toledo, obispo; Pablo Chong de Seúl, mártir. Beata Margarita de Ravena, Feria (Verde)

BEATA MARGARITA DE RAVENA, del latín, "perla" (1442-1505). Religiosa. Nativa de Russi, provincia de Ravena, Italia, de noble familia. Sus biógrafos citan que desde temprana edad pierde la vista, aunque difieren en si su ceguera fue total o parcial. Diario asiste a Misa; siendo notable su piedad y expiaciones —camina descalza y duerme sobre el suelo, entre otras prácticas penitenciales—, que inicia de manera, "prematura"; sus familiares, amigos y la población ven asombrados realizar a Margarita penitencias, ayunos y largas jornadas de oración. Estas mismas prácticas le acarrean severas críticas, burlas y, algunos, la califican como niña o joven falsa e hipócrita, que desea ser admirada. Su ceguera le impide ser aceptada en un convento; sin embargo, lleva una estricta y ejemplar vida monacal en su hogar. Para su manutención solicita limosna. Con el tiempo, se le unen hombres y mujeres, casados y solteros deseosos de escuchar su docta conversación, solicitar un consejo o compartir sus prácticas devocionales y aprender de la ejemplar dama. Su director espiritual el venerable Jerónimo Maluselli, le acompaña en la formación de una institución que diera cabida a sus seguidores y junto con ella, para normar el funcionamiento de esta pía sociedad redactan unas Constituciones. El número de sus adeptos sobrepasa a los doscientos. Su vida es colmada de oración, penitencia, amor al prójimo —en especial hacia los desvalidos—, humildad y perdón hacia sus detractores. Se le atribuye el poseer los dones de taumaturgia, consejo y profecía; se dice que predice, entre otros sucesos, el Concilio de Trento (1545-1564) y la victoria de Lepanto en 1571. Muere en su ciudad natal, iniciándose su veneración. Aún sin beatificación formal, el pueblo la venera desde su deceso; siglos después en 1537, por indicaciones del pontífice Paulo III (1534-1549), se realiza un juicio para verificar los milagros atribuidos a Margarita. Iconografía: con atuendo propio de las religiosas, acompañada de su discípula y pariente la beata Gentile Giusti (1471-1530; 28 de enero). También se le cita como Margarita Molli.

VIERNES 24

Nuestra Señora Reina de la Paz

Santos: San Francisco de Sales, fundador. Beata Paula Gambara Costa, laica. Memoria (Blanco)

BEATA PAULA GAMBARA COSTA, del latín, "pequeña" (1473-1515). Laica. Nace en Brescia, Italia, en el seno de noble y cristiana familia. A la edad de doce años es dada en matrimonio al joven conde Ludovico (Luis) Costa de Benasco, quien lleva una vida mundana seducido por la corte; bajo esa influencia Paula adopta la forma de vida de su marido. Providencialmente entra en contacto con el franciscano —actualmente beato Ángel de Chiavasso, también conocido como Ángelo Carletti (11 de abril)— destacado "maestro de almas"; reflexiona acerca de su existencia frívola y modifica radicalmente su existencia e ingresa como terciaria franciscana, reanudando sus jornadas de oración, asistencia a la Santa Misa, y haciendo obras de caridad. En 1488 nace su hijo a quien bautizan con el nombre de Juan Francisco. Su esposo que continúa con su vida disipada se llena de ira ante la transformación de Paula, haciéndola víctima de maltrato conyugal, vejaciones y le impide continuar con actividades en beneficio de los necesitados; asimismo, para humillarla lleva a su amante a vivir en la casa familiar. Paula resiste las ofensas, fortaleciéndose con la oración y los consejos de fray Ángelo. Finalmente, Luis arrepentido, pide el perdón de su esposa, viste el hábito franciscano y colabora con ella en las obras de caridad y auxilio a los menesterosos. Al enviudar, Paula se consagra al cuidado, educación y formación de sus hijos, empleando su cuantiosa fortuna en favor de los necesitados. Algunos testigos citan que un día Paula se encuentra a una mujer pobre, que camina descalza con los pies llagados, de inmediato la beata se despoja de su lujoso calzado y lo regala a la indigente, regresando la piadosa terciaria descalza a su hogar. Sus jornadas de oración y penitencia son prolongadas y más de una vez los sirvientes de su castillo la encuentran tirada en el suelo vencida por el ayuno de alimento y de sueño. Muere a los 42 años en Benasco, Italia. Su culto es confirmado por Gregorio XVI (1831-1846), en 1845. También se le conoce como Paula Gambara de Acosta.

SÁBADO 25

La Conversión de san Pablo, Apóstol

Santos: San Palemón de la Tebaida, anacoreta. Beato Enrique Seuze, presbítero.

Vísperas I del domingo: 3a semana del Salterio. Tomo III: pp. 1019 y 75. Para los fieles: pp. 642 y 392. Edición popular: pp. 202 y 460. Fiesta (Blanco)

SAN PALEMÓN DE LA TEBAIDA, del griego "el luchador" (930). Anacoreta. Para estar más cerca del Creador, alejarse de las distracciones y banalidad del mundo, así como de la admiración que causaban entre los fieles, algunos cristianos optaron por vivir en el desierto, donde las duras condiciones de vida hacían casi imposible la supervivencia y el que le siguieran devotos cristianos; de esta forma surgieron los eremitas o ermitaños, cuyo nombre proviene de la palabra griega creemos, y que se traduce al latín como eremita, desierto, yelmo. Entre estos notables y virtuosos personajes encontramos a san Palemón, quien busca la soledad y se dirige al desierto de la Tebaida en el Alto Egipto, a fin que continuar con su vida de oración, estudio y penitencia. Pese a la lejanía del lugar, su prestigio de santidad le acompaña y origina que numerosos hombres lleguen a él y le tomen como maestro; entre éstos el más destacado fue san Pacomio (9 de mayo), llamado "el Padre del Cenobitismo", quien funda un monasterio en Tebanassi (Tabenessi, Tabennisi), de la Tebaida, Egipto, hacia el año 325, un centro de oración y estudio, donde el anciano Palemón le acompaña y permanece ahí hasta su partida al Reino. En el libro titulado La Vida de los Padres del Yermo, se narran hechos de la vida de Palemón; por ejemplo: que pasa noches en vela y de pie para evitar dormir y así hacer oración, su alimentación es escasa y sólo consiste en agua, pan y sal; cuando faltaba el alimento, llega a comer hojas de palma. Realiza algunos trabajos manuales para su manutención y la de su incipiente comunidad. Resiste con heroicidad las tentaciones del maligno. Su veneración se pierde en los anales de la historia. Iconografía: de avanzada edad, delgado en extremo, escasamente vestido con piel de animal, en una mano la Sagrada Escritura y en la otra un cayado o bastón, en lo alto de una montaña enclavada en el desierto. Algunos hagiógrafos le citan con el nombre de Palemone o Polemon. De acuerdo a diversos Santorales, y tradiciones en otros países es celebrado además de esta fecha, el 13 de febrero, 11 de junio o bien el 13 de diciembre. Los santos: Palemón; Antonio abad (17 de enero) y Pablo de Tebas "el Ermitaño" (10 de enero), están considerados como algunos de los más destacados anacoretas.

DOMINGO 26

III DOMINGO ORDINARIO

Santos: Timoteo de Listra y Tito de Cilicia, obispos; Roberto Molesmes, fundador. Beato Miguel Kozal, mártir.

SAN ROBERTO DE MOLESMES, del germánico, "el que brilla por su fama" (1029-1111). Fundador. Nativo de Troyes, Francia, hijo de noble y acaudalada familia. En su adolescencia ingresa en el monasterio benedictino de Mouthier-le-Celles, vecino de su natal ciudad, de donde llega a ser prior (1068); sin embargo esta comunidad religiosa se encuentra envuelta en discusiones acerca de la disciplina y el estilo de vida que se plantea en la Regla, por lo que Roberto renuncia a su cargo tres años después. Por su reconocida santidad y virtudes es designado prior de St. Ayoul de Provins. Hasta la Santa Sede llegan varios monjes de Mouthier-le-Celles, quienes solicitan la reposición de su abad, siendo ésta aceptada; en 1074. San Roberto y sus seguidores se establecen primero en Collan, al año siguiente se trasladan a Molesmes, donde la comunidad le elige abad y devuelven la Regla benedictina a su hermandad. A su comunidad se integra san Bruno de Colonia (6 de octubre), quien precedido por su prestigio como teólogo y canonista, se pone bajo la tutela de san Roberto; al salir de esta abadía el canonista funda la orden de Chartreux (Cartuja). Pese a la austeridad de su vida, el trabajo de los monjes y las limosnas que hacen piadosos feligreses, propician el enriquecimiento del monasterio, el cual relaja la vida monástica. Decepcionado, el santo abdica y regresa al monasterio de Molesmes. En 1098, el abad Roberto recibe el beneplácito del Legado papal para fundar una nueva orden con su respectiva Regla, con 21 religiosos inicia su proyecto en Citeaux (Cister), donde se origina la orden cisterciense. Para ello cuenta con la invaluable colaboración de san Alberico de Citeaux (a quien se conmemora el día de hoy) y san Esteban Harding (28 de marzo), considerándoseles a los tres como fundadores de la orden del Cister. San Roberto funge como prior de esta abadía hasta su muerte. Su veneración se extiende a partir de 1222 y en fecha posterior a la Iglesia universal.

LUNES 27

Santos: Ángela de Merici, fundadora; Vitaliano 1, Papa; Enrique de Ossó, fundador. Feria (Verde)

SAN ENRIQUE DE OSSÓ, del germánico, "el príncipe del hogar" (1840-1896). Fundador. Oriundo de Vinebre, Cataluña España, en el seno de una próspera familia campesina. Su vocación a la docencia se caracteriza por la generosidad manifiesta desde la infancia al compartir conocimientos y pertenencias con sus compañeros de escuela. Ingresa al seminario a los 14 años, donde es brillante estudiante; en el plantel no escatima momentos ni esfuerzos por acercar a los jóvenes a Dios; de esta manera encamina vocaciones al sacerdocio, ahí se le escucha decir: "Seré siempre de Jesús, su ministro, su apóstol, su misionero de paz y de amor". Después de recibir la ordenación sacerdotal, en 1867, se dedica a la fundación de escuelas, así como proporcionar atención a las clases marginadas ya que "suspiraba tan solo a enseñar y seguir la carrera del profesorado, porque esto es cosa que muchas almas lleva a Dios". Funda la congregación de la Compañía de Santa Teresa de Jesús (teresianas), en 1876. De su obra escrita citamos: Guía práctica del catequista, Tesoro de la niñez, El cuarto de hora de oración, así como numerosas Cartas. Muere en Desierto de las Palmas, Barcelona. Días antes de partir al encuentro con el Creador expresa: "No vaya yo, de este mundo, Jesús mío, sin haberte amado y hecho conocer y amar cuanto me sea posible". Canonizado en Madrid por el beato Juan Pablo II (1978-2005; 22 de octubre) en 1993. Iconografía: con sotana en el desempeño de su labor docente.

JUEVES 28

Santos: Tomás de Aquino, Doctor de la Iglesia; Jacobo de Palestina o "el Ermitaño". Beato Bartolomé de la Toscana, religioso. Memoria (Blanco)

SAN JACOBO DE PALESTINA O "EL ERMITAÑO", del árabe, derivado de Yaqob (Jacob), "que Dios proteja" (siglo VI). Ermitaño. Datos fehacientes de su existencia y piedad son escritos por el hagiógrafo Simeón Metafrasto (autor en el siglo XIII de la colección griega Synaxarion, con numerosas biografías de santos). Posiblemente es oriundo de los alrededores de Palestina. En su juventud —a fin de huir de tentaciones mundanas—, se retira por 15 años a habitar una cueva, donde permanece dedicado al estudio, oración y penitencia. Desde entonces prevalece en él la santidad y amor al Creador, siendo recompensado con diversos dones; como el de arrojar demonios, hecho que realiza en múltiples fieles logrando su conversión. Su santidad provoca que sus enemigos pretendan hacerle caer en pecado enviándole una mujer la cual con engaños y fingiéndose enferma entra a la cueva y pide al santo varón: "Te ruego que hagas la cruz sobre mí, porque muero de dolor del corazón". El ermitaño enciende una hoguera y con óleo bendito procura mitigar el dolor haciendo cruces sobre ella y, para vencer la tentación, mientras le unge el aceite consagrado mantiene la mano izquierda sobre el fuego, hasta que sus dedos se queman venciendo esa incitación. Cuando la mujer se percata del sacrificio de Jacobo, arrepentida, de rodillas le solicita su perdón, confesando que todo fue una treta para vencer su castidad. Dios le otorga el don de taumaturgia. Sin embargo, el demonio lo vence y por un tiempo comete ignominiosos pecados; arrepentido implora la misericordia de Dios y durante diez años vive dentro de un sepulcro en continua penitencia; solo sale dos veces cada semana para recoger yerbas y tomar agua. Más adelante un obispo de los alrededores tiene una revelación y enterado del lugar donde vive el ermitaño, va a verlo, le administra el sacramento de la reconciliación y la absolución. Así continúa su vida de virtud, amando a Dios en el servicio al prójimo, hasta su deceso, acaecido en Palestina. Por su fama de santo los pobladores propagan su devoción. También se le conoce como Jacobo de Haifa, Jacobo "el "Asceta o "el Eremita".

MIÉRCOLES 29

Santos: Sulpicio Severo de Bourges, obispo; José Freinademetz, presbítero. Beato Manuel Domingo y Sol, fundador. Feria (Verde)

SAN JOSÉ FREINADEMETZ, del hebreo, "Dios acrecentará" (1852-1908). Presbítero. Oriundo de Oies, Italia; en su juventud ingresa al seminario y recibe la ordenación sacerdotal en 1875. Con la divisa: "El mejor lugar en el mundo será siempre aquél donde Dios me quiera", acepta la invitación del padre san Arnoldo Janssen (15 de enero), fundador del Instituto de Misioneros del Verbo Divino, iniciándose en su Casa Misionera. Hacia el año 1879 se le asigna evangelizar en el Oriente. En Hong Kong trabaja incasable como un "misionero ambulante". Después es enviado a la población de Shantung, donde aprende el idioma nativo. Al iniciar su misión expresa: "Amo a China y los chinos y desearía morir mil veces por ellos. Ahora que no tengo tantas dificultades con el idioma, conozco la gente y sus costumbres, considero la China como mi patria, como mi campo de batalla donde deseo morir". Para acercarse e identificarse más con sus feligreses se hace llamar Fu Shenfu. Evangeliza numerosas comunidades y compromete a los habitantes a continuar su labor catequística. Escribe un catecismo en chino y forma un clero propio para cada lugar. Se le confieren diversos e importantes cargos en cada diócesis. Recorre las poblaciones de continuo, padeciendo en silencio privaciones, por lo que su salud se debilita. Su labor se desarrolla durante la llamada Guerra de los boxers (1900-1901)— entre chinos y europeos. Atiende innumerables enfermos en una epidemia de tifo, de la cual se contagia y muere en la población china de Taikia. Su vida es congruente con su lema: "El idioma que todos entienden es el amor". Canonizado por el beato Juan Pablo II (1978-2005; 22 de octubre) en 2003. Iconografía: con sotana y un saco sobrepuesto, en su cabeza un gorro de estilo oriental (chino), en sus manos la Biblia. Sus fotografías muestran su rostro con los rasgos y la barba como si hubiera nacido en ese país. El Cardenal Tien —su alumno en el seminario—, testimonia: "Entre los cristianos el padre Freinademetz gozaba, todavía en vida, de fama de santo. Es como Confucio, decían de él los chinos; en él todo es bueno, todo es perfecto: siempre cordial, modesto, humilde. Hablaba bien el chino. En todos quienes le conocieron causó una profunda impresión y su cercanía siempre, en algún modo, los consolaba".

JUEVES 30

Santos: Jacinta Mariscotti, religiosa; Batilde de Chelles, reina; Lesmes o Adelelmo de Burgos, abad. Feria (Verde)

SANTA BATILDE DE CHELLES, probablemente derivado del germánico Badhild, "la que lucha o combate", "la guerrera" (t680?). Reina. Siendo joven es raptada por sicarios daneses quienes de su nativa Inglaterra la llevan a Francia vendiéndola como esclava a Erquinoaldo, mayordomo y pariente del rey de los francos Clodoveo II (634-657). Por su talento y sus dones de gentileza, simpatía y humildad, aunados a su belleza, es tratada de forma especial y se gana el cariño de sus compañeros sirvientes y de su amo, quien la pone a cargo de su casa y pretende casarse con ella; por humildad, se disfraza y esconde entre los sirvientes; el mayordomo, decepcionado, contrae nupcias con otra dama. Tiempo después, Batilde reaparece y regresa a servir en la casa del mayordomo, donde es descubierta por el rey quien prendado de su belleza y sus cualidades se casa con ella (649). La pareja procrea tres hijos, que con el tiempo son reyes. Batilde propicia obras de caridad, vela por el bienestar de sus súbditos, viudas, huérfanos, ancianos y enfermos. Al morir su consorte se convierte en Regente (por ocho años), nombra como su consejero y guía espiritual a san Eloy de Noyon (1 de diciembre) y juntos incrementan el número de beneficiados por la bondad de la soberana. Reina con sabiduría y prudencia, prohíbe la esclavitud de los cristianos y decreta que cualquier esclavo que toque territorio francés quedará en libertad. Funda las abadías de Corbie, Saint-Denis y Chelles, casas, asilos y orfanatos. Muchos testimonios de contemporáneos afirman que "la generosidad y devoción de Batilde no conocían límites", se cuenta que vende sus joyas para repartir el dinero obtenido entre los necesitados. Promueve la fe y protege a los misioneros. Para evitar que los pobladores pobres de su reino tengan que vender sus hijos como esclavos, reduce de forma significativa los impuestos. Por sus decretos, su país vive una época de prosperidad nunca antes vista. Cuando su hijo mayor cumple 15 años, abdica y se recluye en la abadía de Chelles, donde pasa el resto de su vida haciendo oración, sirviendo humildemente a las monjas y velando por la salud de los enfermos ahí internados. Es pionera del abolicionismo. Algunos hagiógrafos, sin precisar fecha, citan que es canonizada por el pontífice Nicolás I (858-867). Una antigua narración dice que al morir, otras religiosas que estaban en la capilla, ven como aparece sobre el altar una escalera desde donde Batilde es llevada al cielo por ángeles, esta imagen muchas veces es tomada como fundamento para su iconografía. Una variante de este nombre es Batildis.

VIERNES 31

Santos: Juan Bosco, fundador; Marcela de Roma, viuda: Francisco Javier Bianchi, presbítero. Memoria (Blanco)

SANTA MARCELA DE ROMA, del latín, Marcellus, diminutivo de Marcus o sea Marco, Mars, Marte, dios romano de la guerra (325-410). Viuda. No se conocen detalles de su vida anteriores a la edad adulta. Es una acaudalada y hermosa mujer de origen romano, quien después de siete años de matrimonio queda viuda. Dada su juventud, virtudes y belleza, Cerilus, cónsul de Roma, le propone matrimonio; sin embargo, Marcela ya había decidido dedicarse a servir a Dios a través de la oración y caridad al prójimo, por lo que lo rechaza. Se dice que —pese a las persecuciones paganas— es la primera dama que hace pública su fe cristiana. Por su vasta cultura es respetada y admirada. Habita en una residencia palaciega ubicada en la Vía Aventina, la cual transforma en centro de reunión de varias damas que desean conocer la doctrina de Cristo. Como resultado del ejemplo de vida cristiana, las damas forman varias comunidades dedicadas a la oración y la caridad, llevando vida de austeridad, ascetismo y teniendo como maestro a san Jerónimo (30 de septiembre), quien da fe de la vida, virtudes y muerte de Marcela. El pagano Alarico I, rey de los visigodos (muerto hacia 412) invade Roma y muchos huyen; Marcela, de ochenta y cinco años de edad, no puede escapar, es aprehendida y golpeada con el propósito de hacerla confesar el lugar donde esconde sus riquezas, las cuales, tiempo atrás, había donado a los pobres. Días después muere a causa del maltrato. Por su sacrificio la Iglesia la venera como mártir, desde tiempo inmemorial. San Jerónimo expresa de ella: "...Despreció las riquezas y la nobleza y se hizo más noble por la pobreza y la humildad" y la nombra: "la Gloria de las matronas romanas". Es considerada como la iniciadora de la vida monástica femenina en la Iglesia de Occidente.